Ciclismo ‘para mujeres’

Desde luego, aunque lo parezca, esta entrada al blog NO viene a cuento por algunos comentarios de índole un tanto ‘machista’ con que nos ha brindado algún político de turno estos últimos días. NO. Tengo en mente comentar varios libros sobre running que he leído estos últimos meses, pero este libro que cayó en mis manos hace un tiempo y merece -cuanto menos- una entrada para él solito, aunque no es de running, sino de CICLISMO! 😀

escanear0001

El libro de marras. Bonita portada, eh? 😀

Hace unos años, mi compañera de fatigas ciclistas Amalia (pobre, no la dejo en paz en ninguna entrada! jajajj) me dijo que tenía un libro que se titulaba ‘Ciclismo para mujeres’. Solo el título ya me puso en alerta… ‘ciclismo para mujeres’? Pero pero pero… a ver! Hay un ciclismo especial para mujeres? Una forma de ir en bici diferente? Unas rutas diferentes? Un color de casco diferente?

IMG_6054 copia

Ciclismo para mujeres????

Ya la frase de Amalia al nombrarme el libro fue premonitoria de lo que me encontraría luego. Me dijo con rostro serio: ‘Elena, me avergüenzo de ese libro’ ¿Recuerdas, Amalia? Jajajjjajaj Aún me estoy riendo de tu cara… 😛

El libro se compone de cinco capítulos con los que han querido tocar todos los temas, tales como ‘El poder del ciclismo’, ‘Hecho para mujeres’, algo de mecánica, el ‘organismo’ particular de las féminas y un curioso capítulo titulado ‘Oportunidades’.

En el libro se hace un poco de historia del ciclismo en las mujeres, de las dificultades que tuvieron que superar para que hoy día sea ‘algo normal’. Al principio, el equipamiento para el ciclismo femenino estaba pensado para mantener el ciclismo de la mujer dentro de unos límites y desviar las críticas (MADREDELAMORHERMOSO!!).

bicis antiguas mujeres

Equipamiento ‘ancho y recatado’

Fue a finales del siglo XIX cuando las mujeres se lanzaron al uso de la bici, porque vieron que el ciclismo no solo iba a ser un ‘ir y venir’, sino que forzaría a reformar la manera de vestir (quitarse el corsé, llevar faldas-pantalón, etc). Tanto es así que algunas la llamaron ‘herramienta de poder’. Y claro -como no podía ser de otra forma- donde las mujeres vieron LIBERACIÓN, los conservadores vieron AMENAZA. Alguna que otra barbaridad que os podéis imaginar se dijo.

Personalmente veo bien que se haga una diferenciación en los aspectos que realmente son diferentes, como que una mujer (a no ser que seas una fuera de serie, QUE LAS HAY, y no es precisamente mi caso) es difícil que coja el mismo nivel que un hombre, por constitución y por musculatura, con un similar entrenamiento. Aunque esto puede parecer una generalidad, no lo es tanto. O que la ropa, sobre todo los culottes, resultan mucho más útiles y cómodos  si llevan una badana más propia de nuestra anatomía que la de un hombre (más badana en la parte del culito y menos en la delantera! que con los culottes de chico la badana te viene de babero!!). O bicis que ofrecen hoy día casi todas las marcas con una forma del cuadro algo distinta (manillar más estrecho, cuadro más corto, sillín más ancho…)

Sillin mujer hombre

Sillín chica vs  chico

Según el libro, por lo visto, el ciclismo en las mujeres no estaba bien visto hace unos años, ya que los hombres ‘sospechaban’ (esas mentes….!!!) que por las características del deporte y de nuestra anatomía, ir en bici era, cuanto menos, PLACENTERO! Chicas… os imagináis subiendo el Oronet (sin levantarse del sillín, claro, ;)) una y otra vez con una sonrisa de oreja a oreja??? 😀 😀 😀 A que no os lo imagináis? Yo tampoco.

Todo esto, en el libro nos lo explica en un sugerente apartado titulado ‘Sexo en el sillín’, en el que dice que salieron docenas de artículos médicos que atacaban el ciclismo no sólo porque probablemente masculinizaría a las mujeres, sino porque también era una amenaza para la pureza sexual (ay madre!). Tal y como escribió un doctor, ‘el sillín puede inclinarse según el deseo de cada cual…en este sentido se podría formar una concavidad pronunciada que se ajustaría perfectamente a la vulva hasta la parte delantera, causar una constante fricción sobre el clítoris y labios….’ etc etc etc ‘ Bueno, y ya os dejo a la imaginación todo lo que sigue a estas palabras. Resulta terrible pensar que estuvieron ‘estudiando’ si la fricción del sillín provocaría esto o lo otro en las mujeres… y hasta un doctor se ‘preocupó’ de imaginar el movimiento constante a la hora de pedalear y ponerse en la piel de la ‘fémina’ y llegar a la conclusión de que eso generaría un enorme placer. Ay pillín!!!

Los fabricantes de sillines modificaron la forma de los mismos para eliminar ‘el contacto con los genitales’, porque claro, ellos querían vender bicis y sillines! Aquí cada uno a su tema!

En algún otro capítulo también se habla de que ‘es aconsejable, si se rueda en solitario, llevar camisetas o jerséis sueltos y pantalones cortos anchos’  para no provocar al personal! Y el pelo… se ‘aconseja llevar el pelo largo dentro del casco o debajo de la chaqueta’. Vamos, que lo de la aerodinamicidad y la comodidad (no hay nada más cómodo que ropa de bici ceñida) les importaba un pepino, en tal de que las mujeres ni fueran provocando, ni se salieran de lo propio.

En fin. Sin palabras me quedé leyendo todo esto, la verdad.

Por un lado ya me resulta curioso que los hombres se preocuparan de si el ciclismo en las mujeres era algo más placentero que deportivo. Que eso les preocupara ya es preocupante. Y segundo, que se llegara a la prohibición ¿Precisamente por eso? ¿Porque se supone que ‘da placer’?

En algo sí estoy de acuerdo es en que cuando haces ciclismo, seas mujer o seas hombre, tienes una sensación MUY PERO QUE MUY PLACENTERA. Pero no por motivos onanísticos, sino porque es un deporte maravilloso. Que nunca me cansaré de aconsejar y de practicar. Porque te da libertad, te agota, te resetea, te deja nuevo. Y no solo eso, sino que SIEMPRE QUIERES MÁS. :d

A ver si vamos avanzando y todas estas ideas peregrinas van desapareciendo de esas masculinas y ‘algo enfermas’ cabezas. Una mujer no es más ni menos por ir peor o mejor que un hombre en bici. Ni al contrario! Que se han dado casos de hombres que piensan que si les gana una mujer subiendo un puerto ya es causa de vergüenza!!!

MFDC

La gran Marta Fernández de Castro. Una mujer haciendo ciclismo, no me digáis que no es un espectáculo 😀

Aunque tengo muchas ciclistas ídolas, a las que admiraba y admiro, como Joane Somarriba o Anna Sanchis (valenciana que está en primera línea del ciclismo, pero que ha tenido que emigrar a Inglaterra para poder triunfar en el equipo Wiggle!!!), y por qué no a todas esas mujeres que cada día más, vamos poblando las carreteras con nuestras bicis… 😀 😀

Chicas! Nos vemos pedaleando!

mafaldabici

Una chica en bici!!!!!

Anuncios

Triatló Cullera 2014. Disfrutando del EQUIPO.

Si tuviera que quedarme con algo del Triatlón Sprint que disputamos el sábado 17 en Cullera, me quedaría, sobre todo, con 2 cosas, de forma clara y rotunda! Por primera vez en un triatlón, puedo decir que he disfrutado nadando. Me he sentido muy segura dando brazadas (algunas con ‘técnica’, otras como buenamente podía… jeje! lo siento, entrenador! la teoría es perfecta, pero una vez allí haces lo que puedes con las otras chicas dándote mamporros a diestro y siniestro 😛 ).

Por otro lado, no me ha dado ni pizca de ‘miedito’ encontrarme alguna medusa (la verdad, solo vi 3 muy al fondo y muy quietas y ni me inmuté!!!), y he podido ir nadando entre un grupo de chicas (lo normal ha sido, hasta el momento, ir quedándome a mi aire y luchar contra todo yo ahí solica… vamos, patético!!) Todo esto me hizo pensar que quizás he pasado a otra etapa. Quizás ahora voy a disfrutar al 100% de los triatlones! 😀

10374480_608299359284343_7486994371257994027_n

Pero si vamos al agua!!! Por qué tanta prisa??? 😀

El triatlón lo disputé muy bien, animada, tranquila y a tope a la vez. Un sprint  -al ser tan cortito-, es lo que tiene, que vas a tope en las 3 disciplinas.  La única pega fue que en vez de 5 km de carrera, solo dimos 2 vueltas al circuito y salieron 3.6 km (o sea, faltó una vuelta)… y sé que haciéndolo entero habría adelantado a unas cuantas… jijijij, ya que en la carrera me siento cada vez más a gusto…

Me vi rodeada por mis compañeras en todo momento, lo cual hizo que fuera una prueba muy muy muy especial. 😀

Y sobre todo, lo que me ha quedado muy claro -si es que no lo tenía ya-, y es la segunda cosa que destaco de este triatlón, es que pertenezco a un equipo maravilloso. Nos animamos durante la prueba las que la hacíamos (al cruzarnos o adelantarnos), nos animaron las compis que no lo hicieron pero sí vinieron a vernos! Vinieron a animar aguantando el sol de justicia que hacía, a gritar y a hacer miles de fotos… en definitiva: a hacer que nos sintiéramos como en casa. Y las que no pudieron venir por distintos motivos (trabajo, estudios…), seguro que se acordaron de nosotras… GRACIAS! GRACIAS EQUIPO!!!

Sinceramente, yo ya tenía ganas, es más, lo necesitaba. Necesitaba sentirme parte de este proyecto fundamentado en la ilusión, en la unión, en las ganas de disfrutar del deporte. Cada año somos más y eso me encanta. Hay gente que viene, otra que se va (que a pesar de vestir ‘otros colores’ forman parte también de nosotras, de Nosotr@s Passatge… y por eso -si cabe-, me gusta cada día más mi equipo).

Por  supuesto una mención especial a las compis que debutaron, las que lo intentaron y no pudo ser (pero será 😉 ), y a los 3 compañeros del equipo que este finde han disputado el Irontour de La Vila! Prueba dura donde las haya! Enhorabuena a tos@s!!

10330241_608296615951284_8040744272042803214_n

Pedazo de equipo. PASSATGE TRIATLÓN.       Luciendo colores. 😀

Marcha cicloturista de Ayora. Una marcha 10

Este sábado se ha disputado en Ayora -Valencia- la que puedo decir que es de las mejores marchas cicloturistas a las que he asistido en mis años de experiencia ciclista (y ya van 8 o 9 años con varias marchas algunos de ellos!!).

perfil Ayora 2014

Un día ya hice una entrada a este blog comentando lo que mis compañeros valoraban de un triatlón. Si pienso en las marchas cicloturistas, es prácticamente lo mismo… qué valoro en una marcha para emitir una buena valoración? Organización (salida puntual y ordenada, avituallamientos bien colocados y completos, señalizaciones en cruces, pueblos y rotondas, bolsa del corredor… why not!, etc), paraje, precio… y el ambiente!

Amalia y yo en la salida

Selfie de rigor, que no falte  😀

En este caso es una marcha que se desarrolla por la zona de Ayora, Jalance, Cofrentes, etc. Es un paraje absolutamente ESPECTACULAR… aunque he de decir que me acordé demasiadas veces tanto de Springfield como del pececito con 3 ojos de los Simpson … jajajajajja.

Central nuclear Cofrentes

Springfield? Nooo !!! Cofrentes!!!

Hizo un día maravilloso, quizás demasiado calor (ya tengo marcas en el cuerpo que sé que ni con eternas sesiones playeras que tengo planificadas se me van a ir… je je), pero al fin y al cabo, tiempo de mayo! Y como cada año, moreno de ciclista!!!

moreno ciclista

Estas rayas ni con 100 horas de playa se van! 😛

La marcha contó con unos 1500 participantes, de cuales 1189 hombres y 36 mujeres la terminamos. Si no me fallan los cálculos, no llegamos ni al 3%. Hemos perdido la apuesta, Amalia! Es un porcentaje muy muy bajo la de féminas, la verdad. Vimos muchos abandonos debidos al calor y la dureza de la prueba (esto es para darme pisto, porque tan dura no era!jijijijiij).

La prueba discurrió sin incidentes, tanto a la hora de repartir dorsales y bolsita del corredor (con un maillot super chulo…), como en la carrera, o al final, en línea de meta.

Lo único reseñable ‘negativo’ de la prueba, que nos dejó con un sabor agridulce, fue que en el km 130 aproximadamente, sin saberlo, nos desviaron a muchos directamente a Ayora sin subir el último puerto. La Guardia Civil consideró que era peligroso, ya que hacía un calor excesivo (más de 40 ºC) y ‘ellos’ (creo que no deben ser ciclistas) pensaron que no debíamos seguir… Cosa que no comparto PARA NADA, porque íbamos estupendamente bien (al menos yo!), con muy buenas sensaciones y con fuerzas suficientes como para subir el último puerto de 5 km. Pero bueno, a la autoridad no se la puede contradecir!

Así que en vez de salirnos 160 km, nos salieron 140 km, pero vamos, SIN DESPERDICIO ninguno!

Quitando esta pega, creo que ajena totalmente a la organización de la marcha, para mí ha sido una marcha cicloturista 10. TOP. Muy muy aconsejable! Digan por ahí lo que digan!

Encima, para acabar, nos deleitaron con este gazpacho… que me sentó como la gloria!

IMG_20140510_144856

Gazpacho de Ayora

Aunque el mejor final, con diferencia, habría sido este… 😀 😉 Pero bueno, nada es del todo perfecto!

heineken