15K Massamagrell

Ayer día 11 de mayo tuvo lugar la XII edición de la 15K de Massamagrell. A principio de año (a la vez que nacía este blog), me puse como objetivos para el 2013 hacer una 10K (que fue en enero), una 15K y a finales de año una media maratón (de momento dudo entre Valencia y Benidorm… ya me decidiré…), en ese orden ascendente, claro…

Últimamente estoy muy centrada en correr, en disfrutar del running. Estoy corriendo entre 40 y 50 kms a  la semana, que seguro que para muchos es peccata minuta, pero para mí es una barbaridad!! Y lo mejor, disfrutando cada día que salgo, y marcándome pequeños objetivos (conseguir correr 13 kms en  una hora, por ejemplo, éste ahora es mi objetivo ‘top’ jajja). Combinándolo, claro está, con los fantásticos entrenes con el equipo de Nosotras Passatge, en los que además de tiradas largas, hacemos series, técnica, etc.

La 15K de Massamagrell tenía algo muy bueno para ser elegida, primero por la fecha (el 11 de mayo me parece una fecha muy adecuada por la climatología que puede hacer) y porque era sábado por la tarde (yo siempre entreno por la tarde y es cuando mejor me va el cuerpo!).

CAM00101

Las zapas y el portadorsal son míos… 😀

Le tenía muchas ganas a esta 15K por varios motivos, por ver el ambiente (sabía que era una carrera multitudinaria, con bastante historia y según decían, aunque el recorrido no es bonito, muy bien organizada! Ah! Y con una bolsa del corredor muy completa!) y por ver si era capaz de cumplir mi propio objetivo (correrla en menos de 1 hora y 15 minutos). Que le tenía ganas me lo demostré a mí misma preparándome música en un pequeñito ipod que me regaló mi  hermana hace unos años, con un montón de canciones chulas y motivadoras (entreno siempre con música, la necesito para seguir un ritmo). E incluso fui por el dorsal el día anterior!!! Cosa que tampoco había hecho nunca! Por primera vez me estaba preparando para una carrerita tanto el cuerpo, la mente, como los accesorios… Esto es algo que jamás me había pasado, y que me animó porque me hizo pensar que realmente estaba bastante preparada…  Lo cual me hizo recordar una genial frase que alguien me dijo hace muchos años ‘cuando te arreglas para ir a un examen, es que lo llevas bien’ jajjaja. Qué gran verdad!

Al llegar a Massamagrell había un pequeño caos de coches, pero que enseguida se arregló dando unas cuantas vueltas. Me acerqué a la zona de entrega de dorsales para encontrarme con los del grupo Passatge… éramos un montón!

944678_519314724799870_318372499_n

Foto corporativa: equipo Passatge. Aunque falta mucha gente que sí corrió pero no sale en la foto!

La carrera empezó un poco caótica (éramos casi 5000 corredores!), a un ritmo lento porque había que adelantar a mucha gente, pero bueno, a los 4-5 kms ya todo va colocándose en su sitio, y el que tira más, se va haciendo hueco, y la serpiente de corredores va siendo cada vez más larga. Me fui ubicando poco a poco entre gente que iba a mi ritmo, en el km 5 ya ni adelantaba descaradamente ni me adelantaban! Quizás por eso los primeros 5 kms fueron los peores en cuanto a marca.

La verdad que durante toda la carrera tuve buenas sensaciones (lo que no quiere decir que no sufriera…), aunque es cierto que en la última cuesta pensaba que los cuádriceps me iban a estallar! Tuve algún momento de crisis, pero ver el cronómetro me iba animando mucho. No me quise obsesionar con eso, pero es cierto que lo miré en los kms 5, 10 y 12. Tenía que llevar entre 12 y 13 kms cuando el reloj marcara la hora, y así fue: 12 kms en 58 minutos y algo. Ya muy mal me tenía que ir la cosa para no conseguir mi objetivo (<1.15) 😀

He de decir que en ningún momento me sentí flaquear. En ningún km pensé en parar, ni siquiera en disminuir el ritmo, porque me sentía bien, muy bien. Incluso llegué a saludar a un miembro de Passatge sin saber quién era… ‘amunt passatge’ le dije mientras le adelantaba… jajajaj. Me saludó un amigo e incluso tuvimos una pequeña conversación (km 13). Me dijo que iba ‘a buen ritmo’, lo cual me puso unas pequeñas alitas (gracias Alejandro!). Y ya cuesta abajo, antes de llegar al km 14, me crucé con mi compañera de Passatge Eva y me dio para acercarme un poco y animarla ‘Vamos Eva!!!’, a lo que ella contestó ‘vamos Elena!!!’, y también esto me ilusionó.

Con respecto a llevar música, he de decir que ha sido muy curioso. Para mí la música es esencial entrenando, sin embargo ayer estaba tan concentrada corriendo,  viendo a otros corredores, centrada en mis sensaciones, en la forma de correr, de pisar, controlando no ir ‘por encima de mis posibilidades’ y quemarme cual cerilla a los pocos kms, que ni me enteré de la música. Increíble. Una magnífica selección de canciones, elegidas una a una con esmero, PARA NADA!

Al final, tiempo en meta: 1:12:27 (a 4.50 el km!). Contentísima por este magnífico crono para lo que yo soy y entreno, e ilusionada con correr otra 15K  diferente (seguramente la nocturna de Valencia en junio), esto es, llana, sin cuestas, y en la que espero situarme mejor en la salida (adelantar a cientos y cientos de personas te hace perder un tiempo valiosísimo!).

CAM00107

Le tuve que hacer una foto al crono!!! 😀

Felicitar a la organización de la 15K de Massamagrell, porque por una inscripción de 10 euros nos han regalado una bolsa del corredor con un pantaloncito y una camiseta con tallaje para chicas muy chulos, dorsal con chip incluido, una organización del evento impecable (con un montón de voluntarios super amables!), 4 avituallamientos durante la carrera, y al terminar, una bolsita de naranjas, una barrita y 2 bebidas isotónicas. ENHORABUENA!!!

Felicitar también a mis compis de Nosotras Passatge (para 2 de las 4 era nuestra primera 15K!), porque creo que todas cumplimos nuestros propios objetivos! Terminarla, terminarla con un gripazo de aúpa, o hacer una marca más o menos apañada.

Hasta pronto!

P1040859 Rosa

Entrando en meta toda digna con mi inconfundible pañuelo! 😉

Enjoy Running

footing

Ambos pies en el aire! 😀

Sí, Bea, he de confesar que por primera vez en toda mi vida estoy disfrutando de correr. Tenías razón (tal y como tú dices…). Pero bueno, como sabes, tiendo a hacerte poco o ningún caso (tal y como tú también dices… jajajaj).

Correr. Runnear como se dice ahora. Hacer footing o jogging dicho de forma más ochentera… Distintos nombres para nombrar lo que la RAE define como: ‘Andar rápidamente y con tanto impulso que, entre un paso y el siguiente, quedan por un momento ambos pies en el aire’.

Llevo años corriendo, sobre todo desde que vivo en Valencia. Es algo que no me ha desagradado nunca, pero tampoco me ha encantado. Unas veces he llegado a tener más forma que otra. Momentos del año en los que, según la climatología, el trabajo, los estudios, la salud,  las ganas… me han permitido dedicarle más o menos tiempo. En el colegio recuerdo que nos hacían hacer el ‘Test de Cooper’, que si no me equivoco, consistía en correr durante 12 minutos… y que por cierto, YO ODIABA.

Desde que empecé a formar parte del grupo de chicas de Passatge, la verdad es que le he ido cogiendo el tranquillo, he ido mejorando (el verano de 2011, con nuestro entrenador Kike, estuvo genial, y siempre diré que ése fue el punto de inflexión), por gusto y por fuerza (desde luego, si quieres hacer algo en los triatlones… aunque sea terminarlos dignamente… has de entrenar la carrera a pie!). A día de hoy entreno con las chicas del equipo, y por libre.

62597_641831982509311_750039613_n

Así de contentas estamos después de entrenar 😉

La definición de la RAE viene que ni pintada para describir la sensación que tengo últimamente cuando me calzo las zapas, me pongo los cascos y salgo a la calle. Supongo que el momento en que mis dos pies están en el aire es el que hace que sienta que mi CUERPO FLUYE.

No me gusta estirar antes (pero sí al terminar… es fundamental!), sencillamente caliento un poco los tobillos y las rodillas con movimientos circulares suaves y empiezo a trotar a un ritmo bajo. Cuando mi cuerpo está a tono, empiezo a meter caña, y a los 30-35 minutos, que es cuando ya he empezado a sudar bien y mi cabeza no es capaz de pensar nada en concreto,  entonces, es cuando me siento tan bien. Lo bueno es que al ir sumando kilómetros, la sensación placentera va a más. Y si soy capaz de lograr el reto que me haya puesto ese día (hacer 13 km en menos de una hora, por ejemplo), más placentero todavía. Y mayor es la fluidez. Pero esta vez ya de cuerpo y de mente.

correr en ciudad

Esta foto representa un sueño mío: correr por una calle ancha y desierta…

Tengo varios pares de zapatillas, que voy combinando para no viciar los pies. Me gusta vestir cómoda, con mallas y camisetas ajustadas (no parecer un barco de vela cuando salgo a correr, claro), un pañuelo en el pelo y FUNDAMENTAL, música y la aplicación micoach en el móvil que me va indicando cada 2 kms el tiempo que llevo, la velocidad a la que voy y los kms que llevo acumulados.

He notado un cambio en mí importante, y es que desde hace un tiempo, cuando salgo de viaje, sea donde sea, en la maleta no me faltan las zapas y la ropa de correr. Cualquier sitio y ocasión es buena para salir una hora a quemar calorías, resetearte, sudar, cansarte, desestresarte, ver nuevas rutas, cruzarte con otros corredores…

De verdad que os lo aconsejo a todos. Probad a salir a correr, y más ahora que estamos en plena primavera. Se puede ir temprano, a media tarde, por la tarde noche. No hacen falta más que unas buenas zapatillas y muchas ganas de encontrarse bien. No hay que hacer grandes machadas, hay que empezar poco a poco. Un día un par de kilómetros, al siguiente uno más, y así, hasta el día que paremos de entrenar de puro aburrimiento! 😉

i-love-running

Pensaba que nunca lo diría… 😀