Equilibrio

Disfrutar, disfrutar y disfrutar. Aprender. Compartir. Esas son mis premisas a la hora de prepararme y participar en triatlones. O duatlones. O 10Ks. O trails. O carreras populares…. Como deportista aficionada, he de comentar que no llevo un plan de entrenamientos propiamente dicho. Y en fin, así me va. Voy a sensaciones, es decir, no aspiro a hacer un triatlón o cualquier carrerita ‘a tanto el km’ (además, que cada prueba es diferente…), sino a disfrutar, aprender de l@s compis y compartir mis sensaciones, mis ánimos, mis momentos. Qué bonito, ¿verdad?
He de tener en cuenta que en un año he participado en un triatlón supersprint, en dos sprint y en uno olímpico, por lo que no he podido ‘mejorar’, sino cumplir un único objetivo: acabarlos. A partir de ahora ya no tengo excusas. Hay que mejorar. No aspiro a hacer un triatlón más largo que el olímpico, así que ahora ya no hay más remedio que intentar hacerlo mejor.
Es difícil mejorar ‘marcas’ si te tomas el deporte como una afición, como hago yo, y no como una obsesión. Pero bueno, sé que el truco está en hacer algo todos o casi todos los días, bien carrerita a pie (tiradas largas o series…), rodillo o spinning, o bien nadar… Yo suelo hacer 2 ó 3 días carrera a pie, un día spinning y otro salida en bici exdoor, y uno (o ninguno) a nadar. Y digo yo… si hago esto, ¿por qué me va tan mal? Pues porque no soy constante a lo largo de las semanas y los meses. A veces por trabajo, o por otras obligaciones, o simplemente por perecilla. A ver si ahora que empieza el 2013 me pongo las pilas y cumplo!
Además de entrenar, también es muy importante descansar bien, tener una alimentación sana y variada (sobre esto hablaré en unas cuantas entradas…) y sobre todo, estar bien mentalmente. Como dice una sabia amiga mía ‘tener la mente libre’. Estar en equilibrio contigo y con lo que te rodea. El deporte necesita tiempo, tesón y constancia, y si tus pensamientos están ‘en otras cosas’, es imposible rendir.
Objetivo número 1: encontrar el equilibrio entre cuerpo y mente, y por ende, el equilibrio entre nosotros y nuestro entorno. Pongámonos a ello!
Como decía Florence Scovel: El equilibrio es como una roca. Veo con claridad y actúo con rapidez.

Image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s